Cultivar la gratitud para fortalecer nuestro sistema nervioso.

El sistema nervioso es el sustrato físico que nos permite tener pensamientos, emociones, recuerdos y dar sentido a todas nuestras experiencias. El encuentro entre lo físico-material y lo etéreo-espiritual se da en el asombroso despliegue de neuronas, sinapsis y hormonas que constantemente llenan nuestro organismo de actividad y vida.                                       Lejos de ver el ser humano meramente como una maquina pre destinada a funcionar de una manera u otra, entender el sistema nervioso nos permite tomar consciencia de la complejidad que nos define y que hace posible nuestra propia libertad.

¿Qué tiene que ver la gratitud con todo esto?  En las últimas semanas he estado leyendo mucho al respecto y me ha parecido muy inspirador publicar algunas reflexiones antes de las fiestas de Solsticio, Navidad y fin de año, una época que tiene mucho que ver con los dones, la gratitud y la adversidad.

amy-tanathorn

Amy Tanathorn

Más

Porqué nos cuesta ver las cosas en positivo

En estos tiempos está bastante de moda decir que “el pensamiento crea la realidad”.  Dependiendo de como se toma este enunciado, se toman caminos diferentes: uno es el camino de las “afirmaciones positivas”, en el cual me repito una frase que quiero que se convierta en realidad, esperando que se manifieste, por ejemplo: images-2“Toda la abundancia del mundo está a punto de llegar a mi vida”. Otro camino, es aquel en el que decimos que “esto es una tontería”, como por ejemplo: “¡Vaya! Si fuera verdad… ¡habría ganado ya la lotería!”. Un posible tercer camino es explorar en qué medida nuestros pensamientos podrían estar afectando nuestra percepción de la realidad y, por lo tanto, nuestras respuestas a ella.

Más

Cada persona no es un ser coherente: somos eco-sistemas que necesitan aprender a vivir en paz.

¿Habéis tenido la experiencia, en algún momento, de estar en conflicto con vosotrxs mismxs? ¿De tener la sensación de que hay más de una voz hablando en la cabeza, diciendo cosas aparentemente incompatibles? ¿Cómo os enfrentáis con esta situación?

Para mí, durante muchos años, esta ha sido una experiencia muy frecuente, dolorosa y fuente de mucha lucha interna, mientras intentaba decidir cual voz debería ganar la batalla.

multiple-personalities-oghale-thomas-agboge

Más

Agenda Primavera – Verano 2017

Sesiones de acompañamiento

kintsukuroi

Sigo ofreciendo con mucha ilusión sesiones de acompañamiento personal basadas en la Comunicación Integrada, el Focusing y el Mindfulness. Os animo a explorar esta oportunidad de transformación y sanación aquí acompañamiento información

 Talleres y Cursos

la-garriga-page-001-1dia-de-practica-page-001

 

 

la-jandita-page-001-1

 

 

Comunicación Integrada curso online cartel-page-001

Más información aquí Introducción curso online

Si queremos autenticidad en las relaciones dejemos de hablar de forma mecánica.

Creo estar en lo cierto si digo que unas de las cosas que más valoramos en nuestras relaciones es la sensación de «poder ser yo mismx», de sentirnos aceptadxs y de sentir que nuestras interacciones se desarrollan con espontaneidad y fluidez. Solo al escribirlo me lleno de alegría y placer en recordar todas aquellas veces cuando he tenido la sensación que todo estos factores estaban presentes en mis relaciones.

Una de las cosas que más me preocupa en las personas que se acercan a la Comunicación Integrada es la percepción que el propósito de esta práctica es simplemente cambiar nuestra manera de hablar, o sea, hacerle un “lifting” a nuestro estilo de comunicación para que “quede mejor”. El resultado muchas veces es que las personas sufren de un exceso de atención hacia las palabras que dicen y una consecuente sensación de bloqueo, falta de espontaneidad y autenticidad. Esto genera una situación muy poco agradable, incluso (o quizás especialmente) para las personas que son nuestras interlocutoras. Me acuerdo con una mezcla de dolor, vergüenza y humor todas las veces que mi hijo adolescente me dijo: “No hables así conmigo, te pareces a un robot”. Por esta razón, a lo largo de mis años de práctica, mi interés y compromiso ha sido en encontrar maneras de recoger la esencia de lo que para mi es la Comunicación Integrada si perder mi autenticidad y espontaneidad.

large_wide_curitiba_01_presenter_michelle

Más

Pequeña guía para no hundirse en las emociones

“El que sabe que tengo miedo no tiene miedo”

That who knows I am afraid is  not afraid itself”   Autor desconocido

                                                                                                        

¿Cual es tu reacción habitual cuando se despierta la rabia, la tristeza, el miedo, la ansiedad? Si eres capaz de responder a esta pregunta me felicito contigo, ya estás en el camino hacia una relación sana con las emociones. Sana, par mi, quiere decir una relación que promueve la integración de las emociones como una experiencia fundamental para una vida plena, libre y resolutiva.

El ingrediente fundamental para poder tener agencia sobre nuestras vidas y lo que ocurre en ellas es la consciencia. En este sentido defino la consciencia como la capacidad de observarme, de saber que es lo que me pasa, de tener una conexión clara y profunda con todos los procesos de mi ser: mi fisiología, mi espacio emocional y mi narrativa, mis pensamientos.

Si falta este ingrediente todo ocurre por su cuenta e yo me convierto en una espectadora de mi vida y no su protagonista. Definir la consciencia y entender como ocurre ha sido, y sigue siendo el suduko de científicxs, psicologxs, artistas y filosofxs de todos tiempos. Es el gran misterio que nos sigue llamando desde las profundidades de nuestro ser. No me voy a arriesgar en dar una opinión sobre esto, simplemente me gustaría compartir algunas cosas que han sido de ayuda en mi propio proceso de supervivencia emocional.

storm-in-the-sea-shobita-sreekumar
Más

La neurobiología del cambio: transformarnos es posible si entendemos nuestro sistema nervioso

¿Porqué cambiar parece tan difícil a veces? ¿Cuantas veces hemos intentado hacer cambios en nuestra vida y de alguna manera hemos terminado con algo entre frustración, decepción y desanimo? Estas experiencias nos pueden llevar a la conclusión que cambiar es muy difícil, casi imposible y que quizás tenemos que resignarnos y seguir de la misma manera. En mi propia búsqueda personal me he encontrado varias veces con libros y personas que también me decían: “Todo está perfecto tal como es, no hay que hacer nada”, y este enfoque tampoco me ofrecía mucho alivio, de hecho muy a menudo me despertaba enfado: «Cómo que todo está perfecto, con lo mal que lo estoy pasando!».

Muy afortunadamente en los últimos 2 años he podido descubrir y profundizar la Neuro Biología Interpersonal (NBIP), un campo relativamente nuevo de la neurociencia, liderado por científicos como Dan Siegle, Rick Hanson y Richard Mendius. Lo que la NBIP aporta es la comprensión de todo el sustrato fisiológico que sostiene nuestros procesos emocionales y cognitivos, cerrando la brecha entre el ámbito psicológico y el biológico, ofreciéndonos un enfoque más integrado y completo. De hecho, mucho de lo que propone la NBIP acaba siendo la confirmación de muchas prácticas milenarias, como la meditación, el canto, el trabajo con el cuerpo, pero añadiéndole el conocimiento de como todo esto actúa en nuestra fisiología, permitiendo que los varios enfoques terapéuticos realmente vayan en armonía con la naturaleza de nuestro sistema nervioso. Para mi, incorporar la NBIP en la práctica de la Comunicación Integrada es una manera de ampliar enormemente el potencial de transformación, desarrollo y bien estar personal y colectivo.

Neurons-by-Ardy-Rahman

No voy a profundizar mucho sobre todo lo que la NBIP nos puede ofrecer, ya que esto necesitaría un artículo muy largo, pero me gustaría ofrecer un par de conceptos que espero puedan servir como puerta de entrada en un camino de reflexión y búsqueda.

Es importante entender que cada pensamiento, experiencia, memoria, emoción, acción y reacción que ocurre necesita un respaldo a nivel fisiológico, o sea, un pensamiento no es simplemente un evento etéreo sino un proceso que tiene una componente muy concreta y material. Esto es evidente cuando observamos como nuestra manera de pensar es alterada, por ejemplo, cuando tomamos ciertas sustancias que actúan a nivel neuro-químico. Esto quiere decir que si queremos cambiar nuestra manera de pensar tenemos que tomar en consideración la parte fisiológica además de la psicológica. La componente fisiológica consiste en toda la red neuronal que forma parte de nuestro sistema nervioso. Cada pensamiento, emoción, acción etc. necesita la colaboración de varios millones de neuronas que se comunican entre ellas a través de pequeñas descargas eléctricas. En las palabras de Rick Hanson: “Las neuronas que se encienden juntas se vinculan juntas” y esto es el proceso que permite la creación de redes neuronales que sirven para establecer pensamientos, patrones y creencias entre otras muchas cosas. La buena noticia es que todas nuestras redes neuronales son plásticas, o sea, capaces de cambiar, pero bajo ciertas condiciones. En este video trato el tema de la neuroplasticidad en más profundidad.

Las condiciones fundamentales para que el cambio sea posible pueden parecer sencillas pero imprescindibles. Una de ellas está vinculada con esta idea que “todo está perfecto”, y me gustaría desglosar un poco lo que quiero decir con esto. Creo que esta frase nos apunta hacia la aceptación pero de una manera muy concreta. “Todo está perfecto” no quiere decir que no duele, que no es difícil, que tiene que seguir así. Para mi “todo está perfecto” es una manera de invitarme a considerar que las cosas son de la manera que son por toda una serie de factores que siguen leyes naturales constantes, y en este sentido son perfectas. Por ejemplo, el hecho que haya hambre en el mundo cuando podría ser perfectamente posible eliminarla, es el resultado de toda una serie de factores históricos, políticos, sociales, personales, culturales etc. que lejos de producir una situación deseable, son, sin embargo, el resultado comprensible, lógico y previsible de la interacción entre dichos factores. De la misma manera, nuestros patrones, hábitos, creencias etc. son el resultado de toda una serie de factores comprensibles. El primer ingrediente que permite el cambio es aceptar lo que queremos cambiar por lo que es. Aceptar no quiere decir rendirse y dejar que las cosas sigan yendo de una manera que no aporta bien estar, aceptar quiere decir reconocer la realidad de las cosas y cultivar una mirada un poco alejada de las reacciones emocionales que se generan en mi al mirar. Parece una paradoja, y de hecho creo que lo es, pero luchar para cambiar muy pocas veces trae resultados duraderos, los cambios llegan con una factura muy alta.  Empezar el cambio desde la aceptación, el reconocimiento e incluso respeto por lo que hay, establece un terreno de posible colaboración. Para poder aceptar también necesitamos utilizar nuestros juicios de manera constructiva, no para condenar lo que queremos cambiar sino para apuntar hacia lo que deseamos. Así que el juicio “egoísta” podría convertirse en mi aleado para marcarme el camino hacia la colaboración, el compartir, la consideración de lxs demás etc. Lo que acabo de describir no es otra cosa que un proceso de conexión empática con lo que queremos cambiar, el primer paso de un camino enriquecedor y sorprendente.

El otro ingrediente básico para el cambio es la capacidad de identificar las necesidades que se están cubriendo con el comportamiento o estrategia que queremos cambiar, y las necesidades que se quedan sacrificadas. Por ejemplo: fumar es una estrategia perfecta para aportar relajación, pertenencia, tranquilidad, seguridad y muchas otras cosas. Por otro lado las necesidades de bienestar, cuidado y salud quizás se ven perjudicadas. Valorar las necesidades que se cubren, aunque con una estrategia costosa, permite reconocer lo esencial detrás de la estrategia, lo que no queremos perder en el camino del cambio. Así que podemos empezar a plantearnos como sería posible encontrar una manera de conseguir relajamiento, pertenencia, tranquilidad, seguridad Y también bienestar, cuidado y salud. El cambio solo puede tener posibilidades de éxito si toma en consideración todas las necesidades y cuando todas las partes están de acuerdo en intentar este cambio. Forzarme a dejar de fumar no suele funcionar muy bien, también decirme que fumar está en orden divino y seguir fumando sin más no es, quizás, el camino más conveniente hacia la salud. Cuando la parte de mi que quiere fumar y la parte de mi que quiere cambiar han encontrado una relación de comprensión y respeto mutuo es mucho más fácil que surja una estrategia común que tenga una prospectiva de éxito.

La neuroplasticidad juega en nuestro favor cada vez que el cambio se propone de esta manera armónica, ya que la sensación vinculada será más positiva y por lo tanto más capaz de poner en marcha los procesos neuro-químicos necesarios para establecer nuevas conexiones neuronales y consolidarlas.  Aquí los ingredientes principales son la paciencia y la compasión. Deshacer estructuras neuronales que se han convertido en el equivalente de cemento no es algo que se hace de la noche a la mañana. Incluso es un proceso que puede implicar un cierto tipo de dolor. Tener paciencia con nuestro ritmo y proceso, reconocer el dolor, acompañarnos desde la compasión y el cariño, apoyarnos a través de cambios realistas y posibles son maneras de ser amables con nostrxs mismxs, y con lxs demás, a la hora de proponer cambios.

Las estructuras neuronales se consolidan a través de la repetición y de la atención. Todo aquello a lo que doy atención se hace más sólido, por lo tanto fijarme en mis pequeños éxitos va a reforzar mis conexiones incipientes y darle más posibilidades de convertirse en una red solida y segura que me puede acompañar en el proceso de crearme y recrearme, conscientemente y desde el respeto de mi propia integridad.

Tatiana Sibilia es facilitadora de Comunicación Integrada y ofrece sesiones de acompañamiento individual, presenciales o a distancia, talleres y cursos. Para saber más podéis contactar con ella a despertandolaeducaion@gmail.com .

Photo credit Neurons-by-Ardy-Rahman.jpg

Porqué el sexo no es tan sano como nos dicen en Facebook

Muy a menudo me encuentro con posts en el newsfeed de Facebook con títulos muy curiosos como: “Chupar el pene te cura la depresión”, “Hacer sexo dos veces a la semana fortalece el sistema imunológico”, “Los beneficios de tener un orgasmo”.

Obviamente he leído estos artículos con mucha curiosidad y me he quedado un poco sorprendida por la des-contextualizacción de los resultados. Incluso una persona muy poco formada como yo en el ámbito de la neurociencia se da cuenta, con un mínimo de lectura, que los procesos neuroquímicos son tan increíblemente complejos que sacar conclusiones sobre ellos es todo menos sencillo.

embrace

Más

El potencial sanador de la empatía

No es la primera vez que escribo sobre la empatía, y creo que tampoco será la última. En los cursos, talleres y sesiones individuales que ofrezco, tropiezo una y otra vez con la confusión y dificultad que tenemos con respeto a esta capacidad inherentemente humana que tiene el potencial de sanar incluso los traumas más arraigados y de enriquecer nuestras relaciones con un nivel de conexión, plenitud y fluidez casi inesperable.

Uno de los factores que no facilitan el desarrollo de este potencial es el hecho que muchas veces pensamos saber lo que es la empatía cuando, desafortunadamente, creo que tenemos ideas muy borrosas al respeto y muy pocas vivencias concretas. Por esta razón me gustaría aportar algunas reflexiones que nos puedan ayudar en fortalecer nuestra comprensión y experiencia de la empatía y su poder sanador.

corazon azul.jpg

Más

Despedirnos del año de manera consciente.

Una propuesta para encontrar claridad y propósito en el nuevo año.

Ya se acerca el último mes de este año, los días se hacen cada vez más obscuros y fríos, las noches brillan claras con la luz de unas estrellas lejanas y a la vez nítidas.

Para mi esta es una época  muy especial, que me invita a recogerme, escucharme, revisar y almacenar energía como una semilla que se prepara para germinar.

El año pasado propuse una serie de artículos para acompañar los últimos dias de Diciembre, recogidos ahora en el libro que podéis descargar “Desde la Oscuridad a la Luz“, con reflexiones y meditaciones…esta vez me gustaría ofrecer algo más interactivo, y me hace mucha ilusión proponerlo aquí…

Mi intención es favorecer un espacio personal de escucha, empatía, conexión y creatividad para revisar el año que ya se está terminando e invitar lo nuevo con consciencia y claridad. También es una manera de recuperar un espacio de ritual con respeto a estos cambios en el mundo natural, fortaleciendo nuestra conexión con el entorno y viendo como nuestro paisaje interior también cambia, sueña y se regenera.

“Caminar con un amigo en la oscuridad

es mejor que caminar solo en la luz”

Helen Keller

He llamado esta propuesta “Acompañarnos en la oscuridad”, consiste en un pequeño curso on-line de 4 sesiones que coincidirán con las fases lunares de Diciembre y Enero. Cada sesión consiste en un pack con un artículo para estimular nuestras reflexiones, una meditación guiada en audio, una propuesta presentada en video con una actividad creativa relacionada con el tema de la sesión y una sesión de acompañamiento personal via Skype. También abriré un grupo privado en Facebook para facilitar un espacio de comunidad, dónde compartir experiencias, ideas, reflexiones e inspiraciones.

Los temas de las 4 sesiones serán:

darkness_falls

Luna nueva- 11 Diciembre “Mirar atrás y celebrar nuestro camino”. Una oportunidad para recoger todo los eventos significativos del año y celebrar el aprendizaje, los desafíos, los logros y la belleza.

Luna media- 18 Diciembre “Sanar el duelo”. Esta sesión será dedicada a mirar con compasión y ternura las heridas, grandes y pequeñas, que hemos recibido este año, para que puedan sanarse y aportarnos fortaleza.

Luna llena-25 Diciembre “Acoger lo nuevo, preparar un espacio para la luz”. Esta sesión se dedicará a crear un espacio interno de apertura, visión y creatividad hacia el nuevo año.

Luna Nueva- 10 Enero “Poner raices en la tierra” Esta sesión se centrará en maneras prácticas de apoyar nuestra visión para el nuevo año, encontrar recursos, establecer horizontes, nutrir nuestra vitalidad.

En estas sesiones incorporaré material proveniente de las varias prácticas que me han sustentado a lo largo de los años: La Comunicación Noviolenta, el Focusing, el Mindfulness, la escritura creativa, y algunas ideas prácticas que provienen de la neurociencia para apoyar la re estructuración de nuestro sistema nervioso hacia patrones más positivos de posicionarnos en la vida.

Mi intención es que estas sesiones ofrezcan claridad hacia los temas centrales de nuestras vidas, conexión con nuestras emociones y necesidades autenticas, celebración y agradecimiento por lo que la vida nos ofrece, empatía y compasión hacia las partes tiernas de nuestro ser y propósito hacia lo que podemos manifestar en nuestras vidas en este nuevo año.

Aunque recibiréis el pack con el artículo, la meditación y las propuestas para las actividades creativas en los días mencionados, las sesiones de Skype se podrán acordar según vuestra disponibilidad.

Si os interesa participar en este curso, podéis enviar un mail a despertandolaeducacion@gmail.com para recibir más información.

Un fuerte abrazo, Tatiana

Photo credit: http://booknvolume.com/2013/07/

Anteriores Entradas antiguas

A %d blogueros les gusta esto: